CRÍTICAS Y OPINIÓN

Cuca y su aniversario 25, el beneficio de la duda

Para EL CLUB DEL ROCK – TIM DRAKE

Cuca, la legendaria banda de rock nacional, es quizá una de las bandas más importantes y que han logrado sobrevivir por más de 25 años en un rock mexicano tan devaluado, donde pocas bandas  gozan de tener cualidades como un sonido tan definido, actitud honesta y sobre todo credibilidad en un ambiente tan turbio como lo es la farándula rockera en México.

Es por eso que Cuca sorprendió hace un par de meses al anunciar los festejos de su aniversario número 25, con disco nuevo.  En un tour promocional acaparando casi todos los medios de comunicación más importantes del país, pisando los terrenos de la tan odiada Televisa. Muchos se preguntaron donde quedo el DDTV.  Pero esa no fue la sorpresa que más haya incomodado a sus fanáticos, no fue el ver a Cuca platicando con Brozo o en canales que nada tienen que ver con el rock a ultranza que tanto defiende la banda, como andar por Exa o por los 40 principales. La gran sorpresa que traumatizó a muchos de sus más acérrimos fans, fue la salida de Galileo Ochoa de la banda, un miembro fundamental de la banda al igual que los otros tres. La alineación de Cuca no se puede imaginar sin los nombres de José, Galileo, Nacho y Carlos.

Aquí hay un par de razones a destacar y que es lo que intriga a los fans. No hay o no hubo una razón definitiva o explicación de por qué Galileo “abandonó” a la banda o el por qué lo “despidieron”. El testimonio que más se acerca a una explicación fue el que José Fors declaró, argumentando que la “química entre ellos había llegado a su fin”, también dio como razón el hecho de que buscaban sacar un disco nuevo y que siempre se retrasaba todo, dando a entender que era por culpa de los compromisos de Galileo. Eso es hasta ahora una de las versiones “oficiales” que contestan esta incógnita.

Todo esto llamo la atención porque de algún modo Forseps, la banda alterna de Jose Fors incluye a Nacho y Carlos y suele agregar a invitados para grabar sus producciones de este proyecto. Es decir, entonces si hubo problemas con Galo en Cuca. Quedando como víctima o villano, algo que nadie o pocos saben realmente.

La gente, medios y fans argumentaron que el sonido de la guitarra de Galileo es único y que incluso es la segunda voz de Cuca, algo incomparable y sobre todo insustituible. La cuestión aquí es que Fors también mencionó, muy atinadamente lo siguiente: “Si Cuca ya hizo un disco sin mí, por qué no podemos hacer uno sin Galileo”.

Y es cierto, la diferencia es que ahora la información, el acercamiento y el expresarse entre fans con la banda, o fans con fans para dar su opinión, quejarse, molestarse, o felicitarse mutuamente, gracias a las redes sociales es lo que hizo que se dieran a conocer  las inconformidades del fiel publico seguidor de la cucaracha. Pero el vocalista tiene razón, al decir que debemos escuchar el disco, darles la oportunidad de que salga el nuevo álbum, escucharlo y ya después criticarlos y acabarlos o despedazarlos.

Finalmente ese es el punto, si Cuca en su momento no hubiera grabado algo sin Fors, entonces sí, el argumento del sentimentalismo y nostalgia de una alineación única de Cuca sería válida. Pero Cuca grabó La Racha sin Jose Fors, de ahí se desprendieron “La  Balada” e “Insecticida al Suicida” temas emblemáticos no sólo de Cuca sino de todo el rock nacional.

 Ahora no queda más que dar el beneficio de la duda y permitir a Jose Fors, Nacho y Carlos junto con el virtuoso Alex Otaola, presentar el material de una Cuca renovada y ver si el aniversario número veinticinco se convierte en un renacer de una banda legendaria o en un momento fatal para la Cucaracha rockera.CUCABYTIM

Pocas bandas sobreviven a la lucha de egos, pleitos, diferencias creativas  o cuando “la química” entre integrantes se acaba. Ejemplos hay muchos, Slash y Axl Rose, John y Paul, Gilmour y Waters, diferencias que marcan a bandas como The Who, Pantera y hasta a familias como los hermanos Gallagher en Oasis. En México, indudablemente también sobran los ejemplos, Saúl Hernández y Marcovich, los problemas “moderattescos” de Fobia y ya más modernos tirándose indirectas vía Twitter, los integrantes de Botellita de Jerez. A final de cuentas el que más lo sufre y se trauma es el fanático de la banda, como los niños con el divorcio de los padres.

Redactores El Club Del Rock

Redactores El Club Del Rock

Grupo de colaboradores colombianos, méxicanos y argentinos de EL CLUB DEL ROCK.

1 Comment

  1. Eddy David Rolon Ruiz
    15/01/2015 at 4:22 pm — Responder

    La mejor banda de rock de MÉXICO!!!

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *