Para EL CLUB DEL ROCK: Mr. Yagami

Antes de comenzar a escribir este texto, me puse a recordar mis años mozos cuando comenzaba a conocer más y más bandas. A mis 12 o 13 años leí en una revista española (“Heavy Rock” seguramente) un artículo sobre Venom y quedé tan impactado y asustado por esa información que durante mucho tiempo me negué a escucharlos. Me daba miedo que prácticamente no los bajaran de hechiceros, bárbaros y que si lograron grabar canciones tipo “Sons of Satan” o “In League With Satan” fue porque habían vendido sus almas a Lucifer.

Hoy, en la era del internet y la información, esto suena ridículo pero en aquellos tiempos, leyendo revistas era la única manera que podías conocer sobre bandas pero tenias que toparte con información muy poco verídica. Años después compré un mp3 con varios discos de metal y ahí, hasta el final de la lista, estaba una carpeta que decía en mayúsculas “VENOM – BLACK METAL”. Aún seguía medio aprehensivo sobre toda esa cuestión del satanismo pero mi morbo fue mucho más fuerte así que procedí a ponerlo: a un a volumen regular, el sonido que introduce la canción “Black Metal” impacta. Suena como una caldera a punto de explotar antes de que el frenético ritmo de Cronos, Mantas y Abaddon tome posesión. Inmediatamente comencé a hacer Headbang y todo miedo o aprehensión que pudiera tener se largaron por el caño. Recuerdo haberla repetido más de diez veces porque  genuinamente me había encantado ese riff, la cavernosa voz, el agitado doble pedal y el coro que te hacia levantar los cuernos mientras gritabas “Lay down your soul to the gods rock ‘n’ roll”.Venom old

To Hell and Back” es tremenda para hacer “Air Drums” mientras que “Buried Alive” si me asustó un poco. Esa voz ridícula que suena al principio parecía recitar un pasaje satánico mientras sepultaban a alguien. Pero después de oírla con calma me di cuenta que era un sacerdote cualquiera mientras da las últimas bendiciones a un hombre que no estaba muerto del todo. El ambiente de la canción te hace sentir claustrofóbico, mas aún con los susurros de Cronos mientras clama que lo dejen salir de ese ataúd; deseo que se le cumplió en la siguiente canción: “Raise the Dead”. Tiempo después se me hacía difícil escuchar una sin la otra porque ya las veía como una sola canción: la muerte y la resurrección al estilo Venom.

Teacher’s Pet” me pareció estupenda musicalmente pero lo que me hizo amarla por siempre es la lírica: todo hombre en algún momento de su vida fantaseo con tener sexo con una maestra y Cronos, sin haber visto Hentai, describió su aventura maravillosamente; como cualquier hombre que le hubiera gustado vivir algo así. Lo más blasfemo de Venom seguiría con la siguiente trilogía de canciones (que he de decir, son mis favoritas del disco): “Leave Me in Hell”,Sacrifice” y “Heaven’s On Fire”. De esta última he decir que me agradaba mucho más que la canción que sacó Kiss en 1984 con el mismo nombre. Me resultaba increíble que alguien escribiera que había “encadenado a dios como a un perro” y se salieran con la suya (tiempo después escuché a Mayhem, Samael, Ancient y mas grupos de Black y supe que las letras de Venom eran inofensivas comparadas con las de ellos). El coro pegajoso de “Countess Bathory” me hacia alzar el puño en el aire mientras recordaba a esa pequeña condesa húngara que pasó a la historia por la inmensa crueldad hacia su súbditos en nombre de su belleza. Quien les diga que las canciones de Metal no enseñan historia, es porque es un completo ignoranteVenom cartel.

La obra maestra finalizaba con la joya llamada “Don’t Burn the Witch” que traía consigo un adelanto de su próximo álbum: el épico “At War With Satan”. Al finalizar el disco me sentí inmensamente feliz por diversas razones: me había quitado de encima el estigma del satanismo, había descubierto a una gran banda y sobretodo, jamás volvería a creer en algún artículo de una revista española ya que acabé descubriendo que mucha de su información es inventada. Me hice de más discos de Venom, todos geniales. Cada que los escuchaba me decía a mí mismo “de aquí mismo germinó el sonido de Slayer, Metallica, Bathory, Mayhem”. Cronos, Abaddon y Mantas fueron unos visionarios y si existiera una santísima trinidad del Metal por supuesto que ahí estarían junto a Black Sabbath y Motörhead.

  1. Venom black metal“Black Metal”
  2. “To Hell and Back”
  3. “Buried Alive”
  4. “Raise the Dead”
  5. “Teacher’s Pet”
  6. “Leave Me in Hell”
  7. “Sacrifice”
  8. “Heaven’s on Fire”
  9. “Countess Bathory”
  10. “Don’t Burn the Witch”
  11. “At War with Satan (preview)”

Gente de la Ciudad de México, ustedes pueden ser testigos del poderío de Venom en vivo este 02 de septiembre en la Carpa Astros. Recuerden que la última vez que vinieron fue hace 7 años así que esta oportunidad es imperdible. VENOM RULES SUPREME!!

Redactores El Club Del Rock

Redactores El Club Del Rock

Grupo de colaboradores colombianos, méxicanos y argentinos de EL CLUB DEL ROCK.

1 Comment

  1. Mario RN
    31/08/2016 at 10:21 pm — Responder

    Sayara Rivera vamos :v

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *