Somewhere Now: Sorpresivamente escogieron esta canción para abrir el disco (errada decisión). La canción es buena, mas no parece tener impregnado el sonido del álbum, si me apuran, podría asegurar que es un sencillo que quedó fuera del o que al menos fue compuesta y ensayada en aquel año. Se puede rescatar un par de figuras literarias más que interesantes en la letra. Escala del 1 al 10: 4 puntos.

Ban Bang: Segundo tema del disco y primer sencillo lanzado por la banda para promocionar el álbum; esta canción parece tener mucho más identificado el arquetípico sonido del álbum. En instantes puedes diferenciar círculos similares a St. Jimmy del “American Idiot” sumado al ritmo de algunos  temas del “Dookie”. Un sencillo aceptable. Escala del 1 al 10 : 6 puntos.

Revolution Radio: ¡Temón! A ver, por más que cada banda tenga diferentes etapas y evolucionen con el pasar de los años, siempre van a tener un sonido y ritmo con el que serán asociados y por el que nos hicimos seguidores, sin importar el volumen de su discografía. Este sencillo sigue esa línea musical de la banda. El riff  y la batería inicial  nos recuerda mucho a Murder City del “21st Century Breakdown” (tema favorito de aquel álbum). Escala del 1 al 10: 9 puntos.

Say Goodbye: Cuarto tema del álbum. Va perdiendo el poder con el pasar de los segundos. Un coro con un circulo musical “dulce” pero usado hasta el hartazgo por  algunas bandas pop rock americanas, Fall Out Boy, por citar un ejemplo rápido. Si bien no tiene el poder ni la fuerza natural de su predecesor en el álbum, es un sonido que podría capturar al oyente en general. Escala del 1 al 10: 6 puntos.

Outlaws: Listo, ya está, calentaron motores. Un tema lleno de Nostalgia con un intro y outro a voz y piano. Un pre coro y coro con efectos sumados a la distorsión que nos eleva a ese lugar que solo Billie Joe conoce y al que esporádicamente nos lleva en una visita guiada. La confusión de no saber si sentir tristeza, nostalgia o alegría es una de las sensaciones más deseadas y  que buscamos encontrar en cualquier canción. Escala del 1 al 10: 9 puntos.

Bouncing Off The Wall: ¿”Nimrod”? ¿Know Your Enemy?  No puedo comentar nada bueno respecto a la canción. Escala del 1 al 10: 2 puntos.

Still Breathing: Canción de esperanza, de resurgimiento, para sobreponerte a los problemas, para mostrarte indiferente ante todo lo malo que te pasó y que te pasará. Interesante metáforas utilizada por Billie Joe, llegando incluso a hacer referencia a la pérdida de su padre y al dolor que su madre supuso en aquel momento. Guitarras con un overdrive al mínimo, precisas para el tema. Escala del 1 al 10: 8 puntos.green-day-revolution-radio

Youngblood: Octavo tema del disco, no puedo negar escucharlo y pensar inmediatamente en She’s a rebel, otro flojo tema del disco. Quizá no se puede ser tan mezquino con esta canción por la buena estructura que posee y una primera guitarra bien encajada. Pocas cosas rescatables. Escala del 1 al 10: 3 puntos.

Too Dumb Too Die: Buen tema, agradable de escuchar; sin caer en el sensacionalismo, es una de las mejores canciones que escuché este año ¿por qué? Por sonido, por letra, un coro muy atrapante, un intro poco original pero bien usado y sobre todo porque no es una típica canción que esperas escuchar de Green Day, es decir, puede que ya hayan hecho canciones parecidas a éstas (en “Nimrod”) pero este tema es sin lugar a dudas el pináculo de ese estilo. Lo que es siempre un buen síntoma de avance y evolución en cualquier banda, sin importar el género. Escala del 1 al 10: 9 puntos.

Troubled Times: ¿Existe acaso alguna duda de que The Beatles fueron los más grandes? Es sabido ya que Billie Joe es acérrimo seguidor de la banda y lo deja notar en varias canciones de su autoría. Es normal encontrar algún tema netamente influenciado por The Beatles en todos los discos de Green Day. Éste no ha sido la excepción. While My Guitar Gently Weeps pareciera sonar de fondo durante toda la canción. Escala del 1 al 10: 6 puntos.

Forever Now: Penúltimo tema del álbum. Casi 7 minutos de embole, le sobraron 5 minutos a la canción y los otros 2 minutos son una versión más ligera del LetterBomb. Escala del 1 al 10: 4 puntos.

Ordinary World: Eligieron ir a la segura y terminar con una canción lenta. Tema bien estructurado, letra sincera y una acústica precisa para acompañar y cerrar el álbum.
No puedo emitir mayor opinión. Escala del 1 al 10: 7 puntos.

Christiam Palacios

Christiam Palacios

Soy el mejor de los peores músicos... Soy el peor de los mejores publicistas... Ahora solo quiero escribir, sin pecar de sensacionalista.

2 Comments

  1. Iradier Anaya
    17/10/2016 at 5:06 pm — Responder

    Esto puede interesarte a ti Kariina Armstrong 😉

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *