Conecta con nosotros

Críticas y opinión

Riel – En Viaje: Menos es más

Publicado

el

riel en viaje

La fórmula dúo en el rock se encuentra en un sorprendente buen estado de salud. Desde aquellos días en que The White Stripes asombraban con su simple combinación de guitarra más batería, varios grupos comenzaron a surgir para hacer de esta forma rudimentaria de música un estilo conformado y solidificado gracias a aportes de grupos como The Black Keys o los más recientes Royal Blood, con conjunción de bajo y batería que da que hablar. Tal modelo de banda también tiene su repercusión en Argentina, en donde tenemos que hablar del dueto Riel como sus mejores exponentes.

Riel está conformado por Mora Riel en guitarra y voz y Germán Loretti en la batería, y juntos han recorrido un vertiginoso y fructífero camino desde su autotitulado debut discográfico en 2012, al que le siguieron dos EPs, De Zombies y Lados B, ambos publicados en 2013 y que refrendaron sus intensivas giras, incluso llegando fuera del país y haciendo pie en algunos sitios de Europa, como Inglaterra y Escocia. Toca ahora hablar de su segundo álbum, En Viaje, que llegó para demostrar que el rock de a dos cumple con aquella premisa de menos es más.

Desde el potente inicio instrumental e introspectivo El Misterioso, Riel muestra por dónde irán las líneas de acción de este segundo álbum: ampliar los horizontes de su propio estilo, manejando con soltura dinamismo y sofisticación áspera, sumando varios géneros a su apuesta sonora. Así es como aparecen canciones como Infinita Conjugación, un tema que en cualquier banda sería sencillo obligado, y la crudeza noise de Una de Zombies, en un trabajo que denota potencia pero sin saturar.

Y es en esa extensión de su horizonte musical donde encuentran nuevos colores para su paleta: ingeniosos cambios de ritmo y melodías, contrastes de tonos ríspidos con momentos más dulces, la trepidante reverberación e inclusive la aparición de varios pasajes al estilo hidden track son algunas de las nuevas armas con las que el dúo enfrenta el difícil desafío del segundo disco, optando por expandirse a sí mismos y no quedarse con lo hecho.

Resulta un gran punto a favor el juego entre momentos más animados y accesibles como en Sinestesia, con otros momentos de abrasiva espontaneidad, como lo hecho en Tren #1, una de las mejores canciones compuestas en este 2014. Hubiese sido fácil conformarse con su primerizo estilo, de rock alternativo rebosante de frescura que encontraba su fuerza en la inocencia y en cierta ingenuidad, pero los Riel dieron un salto importante, quizás no muy lejos de sus orígenes pero sí notablemente distinto a sus primeros trabajos. Prueba de esto son sus incendiarios pasajes instrumentales como Terraplén o Sin Dormir, con melodías pegadizas pero que no empalagan, y al mismo tiempo con un maduro vigor.

La expansión del sonido Riel tiene otra clara muestra en la duración de las canciones, en las letras y en el desarrollo vocal. Allí donde su debut apenas pasaba los 17 minutos con tan sólo ocho canciones, En Viaje supera la media hora con diez temas. Y esto también se traduce en letras más largas y mensajes más interesantes, donde la música puede navegar mejor. Hay en En Viaje una convergencia casi perfecta de un sonido que evoluciona para bien, acompañando a escritos que se amoldan de manera genial a las nuevas melodías, y de una voz que adquiere nuevos matices para expresar, sin timidez y con mayor actitud, la nueva perspectiva del grupo. Si bien el disco no viene acompañado del preciosismo de antes, relegado por los nuevos bríos de fuerza rockera, no hay razón para pensar que eso resulta un paso atrás. Por el contrario, dejando de lado aquella inocente delicadeza de canciones como Celina o Pedaleando (del disco Riel, de 2012), y abrazando el cambio de estilo presente en temas como Parasomnia (del EP De Zombies, de 2013), es como la banda ha construido un ejercicio musical superador.

¿Hablé del desafío del difícil segundo disco? Porque en este álbum los Riel no parecen haber sufrido en ningún momento esta clase de escollo. A base de estupendas guitarras llenas de energía, y precisas y estruendosas baterías, el dúo ha firmado uno de los mejores discos del año argentino, un álbum con un sonido más maduro pero aún juguetón, que abraza la esencia garagera de la banda y la muestra a través de otros estilos como el post-punk, el rock indie/alternativo y algo de noise pop. Burlándose de las etiquetas, afianzando con seriedad su forma de hacer música, aprovechando al máximo las posibilidades de un grupo compuesto por guitarra y batería, y al mismo tiempo gestando con fluida sencillez y sin forzar canciones excelentes, En Viaje se convierte fácilmente en el mejor trabajo de Riel hasta la fecha, un disco imprescindible de este 2014.

Puntaje: 9.50

Deja un comentario

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Noticias

¿Qué pasaría si ya no hay más conciertos de rock por la pandemia?

Publicado

el

conciertos-vacios

Esta es una noticia/opinión/teoría. Puede que resulte informativo para algunos y alarmante para otros.

Hoy se cumple exactamente 1 mes desde que inició la cuarentena (obligatoria) en el Perú, país donde vivo. Es muy probable que en la mayoría de sus países también estén pasando por lo mismo. Todo sea para evitar la propagación de este terrible coronavirus, covid-19.

Entremos en contexto.

Datos sobre el coronavirus

Al día de hoy se han registrado más de 2 millones de infectados y lamentablemente más de 139 mil muertes en todo el mundo producto de complicaciones asociadas al covid-19 (coronavirus).

Es alarmante – y da miedo, no podemos negarlo – por la facilidad como se transmite este virus. Y teniendo esto presente nos vamos acercando a la respuesta o más bien teorías sobre ¿Qué pasaría si ya no hay más conciertos de rock por la pandemia?.

Los conciertos han sido cancelado por el coronavirus

En casi todos los países donde los gobiernos han ordenado una cuarentena, sea obligatoria o voluntaria, los eventos sociales masivos han sido cancelados y/o pospuestos hasta nuevo aviso.

Usaremos como referencia lo que sucedió en Perú.

  • Cuándo se conoció que ya existía un portador del virus en el país, una de las primeras medidas que tomó el gobierno central fue cancelar todo evento que congregue a más de 200 personas.
  • Días más tarde se cancelaron todos los eventos sociales (incluido los conciertos de rock).
  • Al día de hoy se han cancelado y pospuesto muchos conciertos importantes como el de Kiss o Guns N’ Roses.
  • Recientemente el primer ministro del Perú, Vicente Zeballos, declaró que durante este año no habrán más eventos.

Lo que se hizo en el Perú no fue necesariamente lo que hicieron en países como México, por ejemplo, donde a pesar del brote de este nuevo virus se realizaron varios festivales multitudinarios. Por cierto, México registra a la fecha 449 muertos por covid-19.

Sin embargo esta medida ya fue adoptada en todo el mundo.

Teniendo en cuenta que el virus es de fácil propagación, tiene una tasa de mortalidad cerca del 10% en algunos países y además no hay una vacuna en el futuro cercano. Lo más lógico es que cualquier evento quede cancelado durante mucho tiempo ¿Cuánto? No lo sabemos pero, usando el sentido común y basándonos en información publicada por distintas organizaciones como la OMS, al menos un par de años sin eventos masivos será algo necesario para que el virus sea contenido con efectividad y no sigamos perdiendo más vidas.

¿Qué pasaría si ya no hay más conciertos de rock por la pandemia?

Comencemos con las teorías, algunos estarán a favor y a otros les puede parecer descabelladas. Ya veremos.

  • Adiós a las despedidas de bandas históricas como AC/DC o The Rolling Stones, 2 años es mucho tiempo y conservar las fuerzas a esa edad no es cosa sencilla.
  • La industria de los espectáculos y conciertos tendrán que replantear sus estrategias comerciales. Lo positivo para ellos es que años sin conciertos harán que los amantes de este tipo de espectáculos no dudemos en volver a gastar por ver un concierto de calidad.
  • El streaming será más que nunca nuestra dosis diaria de música y paz. ¿Se imaginan un día sin escuchar música? Es imposible. Es probable que el precio de los mismo aumente por la ley de oferta y demanda (ojalá que esto no suceda).
  • Pay per view (pago por ver). Resurgirá con mucha fuerza, estamos seguros que los artistas por más voluntad que tengan necesitan seguir dándole vida a la industria musical. Ahora mismo muchos de ellos transmiten sus conciertos en vivo de manera gratuita e incluso dan espectáculos desde casa. Pero cuando esto se extienda demasiado es muy probable que alguna plataforma haga un “pago por ver” con una mejor calidad de estas presentaciones en vivo.
  • Desempleo ¿Se imaginan cuánto personal está normalmente detrás de un concierto?
  • Oportunidad para las nuevas bandas y proyectos musicales. Teniendo más tiempo para consumir música vía streaming o en cualquier plataforma por internet seguramente nos daremos la oportunidad de conocer nuevo talento.
  • Nuestra sección de conciertos ya no tendrá muchas noticias. Esto es lo menos importante, siempre tendremos un tema relevante de qué escribir.

La buena noticia

Si todos colaboramos en la contención de este maldito virus más pronto de lo pensado las cosas volverán a la “normalidad”. Además habremos aprendido cosas nuevas como por ejemplo lo importante que es la unidad y colaboración.

Dependemos de los profesionales para que en unos meses o pocos años tengamos una vacuna e inmunizar a la población.

Si llegaste hasta aquí, recuerda quedarte en casa. Terminemos con esto pronto.

Continuar leyendo
X