Aprendiendo de los grandes del Rock. Caso: «My Sweet Lord» vuelve a llegar al número 1, de George Harrison

¿Plagio o casualidad?

Un día como hoy, 14 de Enero, se reedita en Inglaterra el single de George Harrison, «My Sweet Lord» («Mi Dulce Señor»), a modo de homenaje, llegando rápidamente al número 1, en el año 2002.

«My Sweet Lord» fue publicada en el álbum de estudio «All Things Must Pass» («Todas las cosas deben pasar») en noviembre de 1970. Lanzada también como primer sencillo de su carrera en solitario tras la separación de The Beatles, «My Sweet Lord» alcanzó el primer puesto de las listas de éxitos de diversos países y fue el sencillo más vendido del Reino Unido en 1971.

Una pieza musical compuesta por Harrison, en donde plasma sus creencias religiosas y su pasión por la presencia de dios y la vida misma, pues en varias secciones de la canción se muestran algunos famosos mantras como  «Hare Krishna», «Hare Rama» o «Hallelujah», colocándolos de forma ingeniosa dentro de la estructura de «My Sweet Lord».

Sin duda, una magnifica canción de George, que sin importar la religión o ideología que el oyente practique, puede ser disfrutada, ya que el contenido melódico y la mezcla de voces generan una experiencia espectacular. Desde que Harrison estuvo en The Beatles, pudimos notar el desarrollo de su gran talento como compositor, logrando grandes producciones que consiguieron excelentes posiciones en las listas de éxitos musicales, debido a su particular e inigualable forma de tocar su guitarra.

Cuando inició su carrera como solista, pudimos conocer el gran repertorio de canciones con que contaba George, las cuales, por diversos motivos no fueron incluidas dentro de los álbumes de The Beatles, pero que posteriormente grabó en solitario, permitiéndonos disfrutar del grandioso trabajo melódico que lo caracteriza.

Irónicamente, una canción que habla sobre dios, la vida, y la tranquilidad, fue la causante de bastantes dolores de cabeza para Harrison, pues la canción fue acusada de plagio, debido a que era demasiado similar a «He´s So Fine» («Él está tan bien») del año 1963, de la banda The Chiffons, un grupo musical estadounidense integrado únicamente por mujeres.

George dijo que nunca plagió ninguna canción, y que jamás había escuchado «He´s So Fine», cuando compuso «My Sweet Lord», pues asegura que él creó todo el contenido musical desde cero, y que todo se trató de una casualidad. El juez que manejó el caso, consideró que las canciones eran demasiado idénticas, y que la versión de la historia que ofrecía Harrison, no era suficiente para convertirse en una defensa, sin embargo, también consideraba que George nunca plagió la canción intencionalmente, ya que compuso «My Sweet Lord» sin saber que dicha melodía ya existía, por lo que la acción se determinó como un Plagio Inconsciente.

A pesar de todas las complicaciones sufridas por la demanda, muchos fanáticos de Harrison siguen disfrutando de dicha pieza, por lo que no es de extrañarse que tras su reedición en 2002, volviera a llegar al número 1, pues su esencia y belleza continua manifestándose en la actualidad, maravillando tanto a jóvenes y adultos.

Pienso que «My Sweet Lord» realmente no fue un plagio intencional por parte de George, y aunque lo hubiera sido, considero que el proceso creativo de todas formas se basa en la mezcla de sonidos y melodías ya existentes, pues el arte es un modo de expresión que plasma ideas, sentimientos y pensamientos, y que éstos pueden estar inspirados en otros artistas, muy similar a lo que dijo Jimi Hendrix en una entrevista, pues piensa que la música es de todos, y que cada quien puede interpretarla y hacerla suya agregando su propio estilo y originalidad, nutriendo de manera sana el bagaje musical de la humanidad.

¿Qué opinas, consideras que George Harrison realmente plagió a The Chiffons, o fue solo una casualidad? Mi nombre es Jimmy Bets, y les recuerdo que la música es un medio para exponer toda clase de pensamientos, y disfrutar de la creatividad y el estilo característico de cada compositor o intérprete.

Sigue a El Club Del Rock

G o o g l e

News
Salir de la versión móvil