Síguenos para más rock

Críticas y opinión

Las damas de El Club del Rock

Publicado

on

Joan Jett


Las mujeres forman parte de la historia de la música indudablemente. Y no me refiero a musas, groupies o Yokos Onos; sino a aquellas que redefinieron el sonido de su época, crearon tendencias sin Twitter y galoparon hacia el estrellato con su actitud. Hoy, ocho de marzo de 2014, tengo dos motivos enormes para honrar a las mujeres: 1. Se cumplen 31 años del fallecimiento de Chabuca Granda (para quienes no la conocen fue una intérprete peruana descomunal del vals criollo); 2. Es el Día Internacional de la Mujer.

De Chabuca hablaré poco ya que no tiene nada que ver con el rock; sin embargo, ella significó un hito importantísimo en la música peruana, hubo un antes y después de Chabuca.  ¿Quieren oír un poco de ella? Clic aquí.

Ahora a lo nuestro: me es difícil hablar de rock sin visitar sus raíces. Así que mis primeras dos escogidas pertenecen al jazz y blues, respectivamente, y son unas leyendas enormes. Ella Fitzgerald es la primera. Cantante descomunal de jazz. Ella interpretaba temas de Satchmo o de Jobim sin roche, improvisando, dándole ese toque especial que significó para ella el scat singing. Ella marcó la pauta para las futuras generaciones de damas y micrófonos. Ella empezó todo. La segunda es nada menos que Janis Joplin. El blues de Big Brother and the Holding Company se acopló muy bien a las superbandas de la época (Led Zeppelin, The Doors, The Who, etc.) para luego continuar con una soberbia carrera como solista. Aquí una de Janis:

http://www.youtube.com/watch?v=-B6wqhEqqJA

Los setentas fue una época muy prolífica para las chicas; sin embargo, me quedaré con dos bandas que son increíbles, un poco distantes, pero de una calidad indudable: Fleetwood Mac y Heart. Empecemos por las últimas. Las hermanas Wilson nacieron dotadas de talento; no sé qué tenían sus viejos, pero debieron seguir teniendo hijas. Ann Wilson es la vocalista del bandón y su hermanita, Nancy, la guitarrista rítmica. La mejor manera de explicarles la calidad de ellas es con un vídeo.  ¡Qué técnica la de Nancy para rasguear!

Por otro lado, tenemos a Fleetwood Mac. Hay dos vocalistas, las dos excepcionales. Stevie Nicks probablemente sea la más famosa. La chica linda deslumbró luego como solista en los ochentas, provocando con su voz y el beat del que dotaba a sus temas, aquí un ejemplo. La otra cantante (y tecladista) es Christine McVie, un poco menos conocida, pero qué voz de la mujer. Con una tesitura menos agresiva y más dulce que Nicks, Christine cautivó a su audiencia con los hits feeling de Fleetwood Mac.

Llegamos a la época más glam del siglo pasado. En los ochentas quiénes marcaron la pauta femenil rocanrolera fueron Marie Frediksson y Joan Jett. The Runaways, como sabrán fue una banda de puras chicas que pusieron de vuelta al mundo con sus temas (en especial Cherry Bomb). De esa banda se desprende la guitarrista Joan Jett para formar su carrera como solista. Si aún tienen dudas escuchen este tema. Tienen que haberlo oído, en serio… es archiconocido. La otra cantante es incluso más conocida que Joan, de verdad. Marie Frediksson es la mitad de Roxette. Sensual, irreverente y talentosa. She’s got the look, bitches.

La época más extraña y alternativa fue sin duda la noventera. Empezaré por la mención honrosa: Shirley Manson, vocalista de Garbage. Es un bandón, sin duda, pero considero que hay un par que están por encima: The Cranberries y The White Stripes. Dolores O’Riordan marcó la pauta rockanfilin de este milenio desde su primer álbum con The Cranberries. Hits como Linger, When you’re gone o Zombie no pasan desapercibidos y es que realmente su voz emociona.  Meg White, por su parte, si bien canta en muy pocos temas y el ritmo de su batería es muy básico, no deja de ser la mitad de una de las mayores bandas de la historia: The White Stripes.

El nuevo milenio trajo muchas sorpresas. La mayor chispa fue Amy Winehouse. Brilló fortísimo hasta apagarse de golpe. Nos dejó, sin embargo, con un par de álbumes espectaculares: Frank y Back To Black. Si bien Amy no calza enteramente en el concepto de rock (ella cantaba jazz, soul y R&B), sería una falta de respeto dejar de nombrarla en esta lista.

Sé que hay muchas mujeres que estoy dejando de lado. Sería imposible nombrar a todas en una nota, pero este fue mi esfuerzo por honrar a algunas de las mejores. En este mundo el talento se reparte por igual y solo es débil quien deja de luchar. Persigan sus sueños, chicas. Que nadie les diga lo que tienen que hacer. Rock and roll.

Bonus track: Marta Altesa, vivo enamorado de esta mujer… qué bien toca el bajo:


Por: Manuel Patiño/@cronopioide

DIO bendice tus comentarios

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Noticias

¿Qué pasaría si ya no hay más conciertos de rock por la pandemia?

Publicado

on

conciertos-vacios

Esta es una noticia/opinión/teoría. Puede que resulte informativo para algunos y alarmante para otros.

Hoy se cumple exactamente 1 mes desde que inició la cuarentena (obligatoria) en el Perú, país donde vivo. Es muy probable que en la mayoría de sus países también estén pasando por lo mismo. Todo sea para evitar la propagación de este terrible coronavirus, covid-19.

Entremos en contexto.

Datos sobre el coronavirus

Al día de hoy se han registrado más de 2 millones de infectados y lamentablemente más de 139 mil muertes en todo el mundo producto de complicaciones asociadas al covid-19 (coronavirus).

Es alarmante – y da miedo, no podemos negarlo – por la facilidad como se transmite este virus. Y teniendo esto presente nos vamos acercando a la respuesta o más bien teorías sobre ¿Qué pasaría si ya no hay más conciertos de rock por la pandemia?.

Los conciertos han sido cancelado por el coronavirus

En casi todos los países donde los gobiernos han ordenado una cuarentena, sea obligatoria o voluntaria, los eventos sociales masivos han sido cancelados y/o pospuestos hasta nuevo aviso.

Usaremos como referencia lo que sucedió en Perú.

  • Cuándo se conoció que ya existía un portador del virus en el país, una de las primeras medidas que tomó el gobierno central fue cancelar todo evento que congregue a más de 200 personas.
  • Días más tarde se cancelaron todos los eventos sociales (incluido los conciertos de rock).
  • Al día de hoy se han cancelado y pospuesto muchos conciertos importantes como el de Kiss o Guns N’ Roses.
  • Recientemente el primer ministro del Perú, Vicente Zeballos, declaró que durante este año no habrán más eventos.

Lo que se hizo en el Perú no fue necesariamente lo que hicieron en países como México, por ejemplo, donde a pesar del brote de este nuevo virus se realizaron varios festivales multitudinarios. Por cierto, México registra a la fecha 449 muertos por covid-19.

Sin embargo esta medida ya fue adoptada en todo el mundo.

Teniendo en cuenta que el virus es de fácil propagación, tiene una tasa de mortalidad cerca del 10% en algunos países y además no hay una vacuna en el futuro cercano. Lo más lógico es que cualquier evento quede cancelado durante mucho tiempo ¿Cuánto? No lo sabemos pero, usando el sentido común y basándonos en información publicada por distintas organizaciones como la OMS, al menos un par de años sin eventos masivos será algo necesario para que el virus sea contenido con efectividad y no sigamos perdiendo más vidas.

¿Qué pasaría si ya no hay más conciertos de rock por la pandemia?

Comencemos con las teorías, algunos estarán a favor y a otros les puede parecer descabelladas. Ya veremos.

  • Adiós a las despedidas de bandas históricas como AC/DC o The Rolling Stones, 2 años es mucho tiempo y conservar las fuerzas a esa edad no es cosa sencilla.
  • La industria de los espectáculos y conciertos tendrán que replantear sus estrategias comerciales. Lo positivo para ellos es que años sin conciertos harán que los amantes de este tipo de espectáculos no dudemos en volver a gastar por ver un concierto de calidad.
  • El streaming será más que nunca nuestra dosis diaria de música y paz. ¿Se imaginan un día sin escuchar música? Es imposible. Es probable que el precio de los mismo aumente por la ley de oferta y demanda (ojalá que esto no suceda).
  • Pay per view (pago por ver). Resurgirá con mucha fuerza, estamos seguros que los artistas por más voluntad que tengan necesitan seguir dándole vida a la industria musical. Ahora mismo muchos de ellos transmiten sus conciertos en vivo de manera gratuita e incluso dan espectáculos desde casa. Pero cuando esto se extienda demasiado es muy probable que alguna plataforma haga un “pago por ver” con una mejor calidad de estas presentaciones en vivo.
  • Desempleo ¿Se imaginan cuánto personal está normalmente detrás de un concierto?
  • Oportunidad para las nuevas bandas y proyectos musicales. Teniendo más tiempo para consumir música vía streaming o en cualquier plataforma por internet seguramente nos daremos la oportunidad de conocer nuevo talento.
  • Nuestra sección de conciertos ya no tendrá muchas noticias. Esto es lo menos importante, siempre tendremos un tema relevante de qué escribir.

La buena noticia

Si todos colaboramos en la contención de este maldito virus más pronto de lo pensado las cosas volverán a la “normalidad”. Además habremos aprendido cosas nuevas como por ejemplo lo importante que es la unidad y colaboración.

Dependemos de los profesionales para que en unos meses o pocos años tengamos una vacuna e inmunizar a la población.

Si llegaste hasta aquí, recuerda quedarte en casa. Terminemos con esto pronto.

Continue Reading