Conmemorando el natalicio de Kurt Cobain, he aquí la reseña de cinco de sus trabajos musicales con más impacto y recordación en la música contemporánea, ya sea por capacidad lírica y compositiva, o por su sonido estridente y punk rocker que resurgió de las cenizas para contrarrestar el decadente Glam rock de los 80.

Cinco discos esenciales en la memorabilia musical desde Seattle para la historia:

Bleach

Este es un debut con tintes de Raw punk y Rock alternativo, primer paso para una banda que estaba destinada a cosas mucho más grandes, como bien se sabe. Las letras de Kurt Cobain son repetitivas, en ocasiones desgarradoras, lo que los críticos consideran la principal razón por la cual Nirvana sacudió a la juventud de Estados Unidos, así como el ‘crunch’ (Crujido) característico en la guitarra. Fue una producción limitada, oscura, típica para un lanzamiento de Sub Pop y bastante apropiado para la mayoría de estas canciones. “School” es simple y emocionante, mientras que “Negative Creep” golpea al oyente con una lírica cargada de odio y frustración. El bajo de “Blew” es espeluznante y su cover “Love Buzz” de Shocking Blue es simplemente genial; pero “About A Girl” es el tema que mejor ejemplifica el amor de Kurt por The Beatles).

Nevermind

Este álbum significó una revolución y la juventud de Estados Unidos abrazó este álbum como un llamado a las armas, la escena musical cambió por completo de la noche a la mañana. Nevermind marcó el momento exacto cuando el “rock alternativo” finalmente encontró la aceptación en los medios. Kurt Cobain era un excelente compositor, y las canciones en este disco dan un salto más allá al sonar como una banda diferente a la que grabará Bleach.. Además, la adición de Dave Grohl como baterista, y en las voces de acompañamiento, los llevó a otro nivel. En cuanto a las canciones, el buque insignia “Smells Like Teen Spirit” podría ser el último himno adolescente, mientras que “In Bloom” ofrece una melodía hipnótica y atrayente. “Come As You Are” es otro clásico marcado por un riff de bajo inolvidable (aunque rara vez recibe mucho crédito, las líneas de bajo de Krist Novoselic eran un componente esencial en el sonido de Nirvana).”Breed” es una de varias canciones (“Territorial Pissings” y “Stay Away” son las otras) que atacan con una furia manifiesta, mientras que “Lithium”,” Drain You “,” Lounge Act “, “Polly” y “On a Plain” son tracks pegajosos y tarareables. ” Something In the Way ” es una canción escandalosamente subestimada que cuenta con un respaldo de violonchelo y la voz apenas audible de Cobain, anunciando así su Unplugged tres años después. Nevermind fue el álbum más importante de los años 90, en donde muchos de sus temas comienzan lentamente pero pronto se elevan en crescendos explosivos; esta fórmula suave/estridente (tomada de The Pixies) se convertiría en una marca registrada de Nirvana servilmente imitada por otras bandas de generaciones posteriores.

Incesticide

Nirvana lanzó esta colección variada de ‘b-sides‘, singles y covers. “Sliver” tiene una agradable melodía pop, el elemento principal que distingue las buenas canciones de Nirvana de sus intentos más genéricos, mientras que el pegajoso “Been A Son” muestra la simpatía bien conocida de Cobain hacia las mujeres. “Polly” cambia a una versión rápida y punk de la canción de Nevermind, mientras que “Molly’s Lips” y “Son Of A Gun” son covers de una banda escocesa llamada The Vaselines, aunque cabe destacar que suenan un poco fuera de lugar aquí y son, de hecho, inferiores a las versiones originales.

In Utero

Producido por Steve Albini, cuyo abrasivo sonido Cobain admiraba (por su trabajo con The Pixies, entre otros), In Utero es una banda sonora brutal para una mente atribulada. “Serve the Servants” comienza el proceso con crudeza y letras memorables (“la angustia adolescente ha pagado bien, ahora estoy aburrido y viejo”), “Scentless Aprentice” tiene un sonido absolutamente corrosivo , mientras “Heart Shaped Box” fue el primer single del álbum. “Rape Me” es un tema que estaba pidiendo que se malinterpretase , y en dónde Kurt demuestra su sentido de la ironía en todo su esplendor. “Frances Farmer Will Have Her Revenge On Seattle” es una canción injustamente pasada por alto, notable por su ritmo inconfundible, su coro tarareable y su gran concepto lírico.

Unplugged In New York

Nirvana apagó los amplificadores y fue capaz de entregar una de sus actuaciones más memorables, poderosas y con una habilidad que pocos pensaron que poseían. Este concierto realmente alcanza su punto culmen en sus memorables covers que confirman el buen gusto de Kurt y muestran las fuentes de su inspiración. “The man Who Sold The World” de David Bowie y “Jesus Does Not Want Me As A Sunbeam” de The Vaselines fueron la versiones más improbables del disco. Cobain también es asistido por Kurt y Lyle Kirkwood en tres canciones de Meat Puppets, “Plateau”, “Oh Me” y “Lake Of Fire”, haciendo que más de unas pocas personas desempolvaran el Meat Puppets II. Sin embargo, el momento más fascinante del concierto es una dura y desgarradora versión de “Where Did You Sleep Last Night” de Leadbelly, que cuenta con una increíble voz de Kurt mientras se pierde completamente en el momento. Aunque la voz de Cobain se resquebraja repetidamente a lo largo de Unplugged In New York la vitalidad de este show íntimo supera cualquier defecto que haya habido.

Marius

Marius

Docente de Español y Lenguas.

2 Comments

  1. Cinthia Alvarez
    20/02/2017 at 1:55 pm — Responder

    :’v

  2. Matthías Ponce Vega
    20/02/2017 at 1:00 pm — Responder

    Notable artículo !

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *