Si bien es una fórmula con varios ejemplos exitosos a nivel internacional (Royal Blood más recientemente), el dúo sigue siendo un terreno por explorar en la Argentina. Aún así, el futuro es prometedor: bandas como Esquizofrénicos, Riel y Soldadores son parte de una corriente que, con lo demostrado en sus discos, deja más que claro que el dúo tiene mucho para dar a nivel nacional. El Club del Rock conversó con Diego Porras, guitarrista y mitad de Soldadores, previo a su paso por los escenarios de Uniclub el 19 de noviembre, junto a Ararat, Fútbol, Tricomas, Cabesaurio y Transmutar.

¿Cómo surge Soldadores?

Soldadores surge en 2012. Yo buscaba un sonido en particular, que si bien no podía describir, lo escuchaba internamente, había comprado una guitarra Norton del año 63 en la feria Tristán Narvaja de Montevideo y presentía que iba a ser la guitarra de ese sonido que escuchaba en mi cabeza que era, tal vez, una combinación de sonidos  que había escuchado desde siempre. De manera casual, en ese 2012 conocí a Dylan Lerner, con quien pudimos sintonizar rápidamente y darle vida a ese sonido que luego fue Soldadores.

¿Cómo se dio la llegada de Ismael Barbé a la banda?

La llegada de Ismael a la banda se dio de manera muy natural, ya nos conocíamos de hace años, habíamos tocado juntos en zapadas en vivo en Uruguay, y desde la primera había surgido una química excelente. Nos encontramos en la ciudad de Colonia del Sacramento Uruguay en las vacaciones de verano y charlando sobre la situación de la banda que estaba sin baterista, surgió la idea de que se incorporara al proyecto, y como la química ya estaba, no lo dudamos ni un instante, sacó los temas en una semana, y nos presentamos en MOD junto a Tirapiedras, y de ahí no paramos.

Si bien están encuadrados dentro del rock clásico y del blues, ¿cómo podrían definir el estilo de Soldadores?

Somos enemigos de las etiquetas, pero es rock y blues pesado, al viejo estilo, aunque con sonido actual. Alguien de nuestro público dijo una vez luego de un show nuestro, que había sentido la sensación de haber estado dentro de un motor…

¿Qué influencias tienen a la hora de crear música? ¿Cómo se da el momento de componer?

Podemos decir que nos sentimos influenciados por una gran cantidad de músicos y bandas de diferentes estilos. Toda música hecha con sangre caliente, los grandes músicos de rock, blues, la música gitana, las imágenes oníricas y la vida misma que constantemente ejerce su influencia. El momento de componer es juntarnos, seguir un impulso eléctrico interno y tocar, en algunas ocasiones en base a alguna idea previa básica, en otras de cero. No nos gusta dar nombres, porque no creemos que ayude objetivamente a definir lo que hace una banda, pero podríamos nombrar a algunas bandas y músicos que nos gustan, y que de alguna manera nos han marcado, como Kevin Ayers, David Allen, Led Zeppelin, Deep Purple, Pappo, Iggy Pop, Dexter Romweber, y muchísimos más que quedan afuera, razón por la cual no nos gusta dar nombres.

Hace poco salió su nuevo disco Madre Tiburón, ¿qué cambió desde el primer álbum? ¿Cómo salieron estas nuevas canciones?

Madre Tiburón mantiene un hilo conductor con nuestro disco debut en cuanto al espíritu, aunque como diferencias podemos señalar que fue grabado en un estudio profesional, el estudio El Santito, y en vivo, en la misma jornada todos los temas, lo cual lo hace más parejo en cuanto a sonido, sin perder la suciedad que nos gusta. Además creo que se puede notar cierta influencia de la psicodelia, aunque cada uno que lo escuche tendrá su propia impresión, obviamente. Las nuevas canciones, exceptuando Mother Shark y Four Kids, que fueron canciones compuestas en el período post disco debut y previas al proceso de creación de Madre Tiburón, surgieron de manera muy fresca en una intensa semana  en Libertad, Uruguay. Como ya dijimos, impulso eléctrico.

¿Cómo fue trabajar en el estudio con Alejandro Taranto y Alfredo Felitte?

Alejandro Taranto y Tom Taranto forman una excelente dupla de laburo, son profesionales de verdad, todos conocen la experiencia y trayectoria de Alejandro,  y Tom en la consola es un capo realmente, por lo cual estamos muy agradecidos, fue  realmente un placer trabajar junto a ellos. Alfredo Felitte es un excelente músico, y fueron muy importantes sus aportes en especial en relación al sonido de batería que se logró, aportando sus conocimientos, y parte de su artillería sonora. También queremos destacar el aporte del excelente artista Aldo Pérez  quien nos hizo el arte de tapa, y mencionar y agradecer a Roberto Rodino, Agustín Benzano, Verónica Pereda, Camila Calderón Juan Martín Schwager, Christian Vizcalaza Fabián Bonilla, Martín Pepino, todos y cada uno, amigos quienes de diversas maneras nos han brindado su apoyo y colaboración para hacer realidad este álbum.

¿Por qué decidieron optar por un formato más corto para el nuevo material?

El disco nos cerró así con esas seis canciones, más allá de que tenemos mucho material que quedó afuera, pero que seguramente formará parte de lo que se viene después. Madre Tiburón es esto, así, seis temas espontáneos, frescos, en vivo. Estamos muy felices con el resultado.

¿Qué sienten y qué buscan transmitir cuando están sobre el escenario?

Energía para salir del letargo.

Fuera de la extensión de sus discos y la cantidad de canciones, ¿qué buscan plasmar cuando entran al estudio? ¿En qué punto se sienten convencidos de haber logrado las mejores canciones que podían crear? ¿Cuál es su ‘parámetro de calidad’ para sus temas?

Buscamos plasmar esa energía precisamente, lo que somos sobre el escenario. Estamos muy conformes con las canciones que elegimos para los discos, eso es lo que nos importa, no dudar de una canción. No tenemos un parámetro, simplemente componemos lo que sentimos, nuestro parámetro es lo que la canción nos provoca.

¿Cuál sería para ustedes un disco de Soldadores ‘ideal’?

No podríamos responderte en términos de ideal o no ideal, pero podemos decirte que estamos absolutamente conformes con lo que venimos haciendo, porque somos fieles a lo que sentimos y es lo que tocamos.

¿Cómo sigue el futuro para Soldadores?

El futuro inmediato de Soldadores es presentar el nuevo disco en todos lados, y en general seguir haciendo con toda nuestra sangre y corazón la música que amamos.

Soldadores se presenta el 19 de noviembre en el Festival Rebelión en la Máquina Volumen 10, que se realizará en Uniclub desde las 17 horas.

Post anterior

Son Como Niños: Metallica interpreta "Enter Sandman" con instrumentos de juguete

Siguiente post

De cuando Lamb of God purificó la Ciudad de México

Sebastian Diaz Guevara

Sebastian Diaz Guevara

Servidor del rock desde mi vocación de Periodista. Seguidor de la buena música desde que Pink Floyd hizo estallar mis oídos. Fanático del metal, el punk, el rock en general, sin géneros ni categorías.

Sin comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *